Tiempo de lectura: < 1 minuto

La Policía Local de Monachil montó un dispositivo especial este viernes con resultados sorprendentes

Material incautado por la Policía de Monachil.

D. G. / Granada | 19 de junio de 2022

La vuelta a la normalidad tiene sus claroscuros. Con motivo de la celebración de una fiesta de graduación, en el complejo El Capricho para unos 2.000 menores de 18 años, la Policía Local de Monachil montó un servicio especial para la regulación del tráfico y el control del “botellón”.

Se intervinieron más de un centenar de botellas y sustancias estupefacientes, levantándose varias actas por ello, además de alguna que otra falta de respeto a los agentes o por riñas entre ellos.

También se denunciaron otras conductas incívicas como la de orinar en la calle o abandonar basura. “Llama la atención cómo algunos jóvenes presentaban el alcohol en pequeñas botellas o la forma de consumirlo a través de productos de higiene íntima femenina”, han señalado los agentes en las redes sociales de la Policía de Monachil.

En resumen, la policía estuvo presente y evitando el consumo desmesurado de alcohol por parte de algunos jóvenes, por eso y por el descanso de los vecinos, a la vez que, a la entrada y salida se intentó agilizar el tráfico de los vehículos de los padres.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.