Tiempo de lectura: 2 minutos

El concejal ha instado al resto de formaciones, a reprobar al alcalde ante una actitud “impropia”

El concejal Manuel Olivares.

M. Zugasti / Granada

El concejal de Granada, Manuel Olivares, ha instado al resto de formaciones a presentar una moción de reprobación a Paco Cuenca tras los insultos que realizó a la edil, Mónica Rodríguez, durante la celebración del pleno en el Ayuntamiento de Granada. Olivares que ayer exigía al alcalde socialista una disculpa pública, disculpa que no se ha producido, ha instado al resto de fuerzas a demostrar que el respeto a los corporativos, sean del partido que sean, prevalece sobre cualquier ideología. “La imagen que damos a la ciudadanía me avergüenza cada día más y las acciones de un alcalde faltando el respeto a una mujer, son aún, más vergonzantes y no se pueden permitir por el ejemplo que lanzamos a la sociedad” ha señalado Olivares. 

El edil ha criticado duramente la actitud del alcalde socialista que pretende imponer sus ideas por encima de las de los demás realizando constantemente juicios de valor sobre los posicionamientos del resto de portavoces o corporativos del Ayuntamiento. “Siempre defenderé que cualquier persona pueda expresar su opinión aunque no esté de acuerdo con ella e intentaré argumentar y fundamentar la mía de la manera más didáctica posible para convencer, pero nunca pretenderé imponer la mía pese a estar plenamente convencido de mi razón” ha enfatizado Olivares.

“El alcalde de una ciudad deja de representar a su siglas para pasar a representar a toda la ciudad le hayan votado o no. Sin embargo y tristemente, Paco Cuenca ya demostró que no piensa igual en el acto de víctimas del terrorismo de ETA, donde no asistió al estar el PSOE sustentado por BILDU y, ayer lo volvió a hacer al faltarle el respeto de manera deleznable a una compañera” señala Olivares.

Olivares ha finalizado pidiendo al resto de portavoces que piensen en el respeto que merecemos todos y ha instado a presentar una moción de reprobación frente a la actitud llevada a cabo por Paco Cuenca, “es el momento de dejarse de pancartas y de discursos que vemos no que algunos ni se los creen, para dar un paso al frente en un Ayuntamiento donde las faltas de respeto son constantes, pero el viernes pasado, se superó el límite”.

Un comentario

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.