Tiempo de lectura: 2 minutos

El límite de velocidad en ambos tramos es de 80 kilómetros por hora

Dos de los radares están en los túneles del Serrallo.

D. G. / Granada | 27 de mayo de 2022

Una de las cartas menos deseadas de las que se pueden recibir lleva el membrete de la Dirección General de Tráfico. La misiva se abre con cierto desasosiego por si se confirman las sospechas y, en el folio, hay una fotografía del coche cazado con exceso de velocidad. Y Granada cuenta desde esta semana con tres radares más en funcionamiento para multar a los que pisen el acelerador más de lo permitido.

Estos radares, que comenzaron a instalarse en 2020 pero que no han entrando en funcionamiento hasta ahora, están situados en la Ronda Sur (A-395), en ambos sentidos en los túneles del Serrallo; y en la Circunvalación (GR-30), a la altura del centro comercial Nevada Shopping.

En ambas zonas la velocidad máxima es de 80 kilómetros por hora, aunque cualquier conductor que pase a diario por estas vías habrá podido comprobar que son muchos los vehículos que sobrepasan con creces este límite de velocidad. Estos vehículos serán multados con una sanción que varía entre 100 y los 160 euros, según la gravedad de la infracción.

Los radares que hay en nuestro país tienen un margen de error a la hora de poner una multa a algún conductor que le pesa demasiado el pie. Por ello, la multa le llegará al buzón de su casa, solo su excede en un 7% la velocidad permitida. Por ejemplo, si el límite es de 100 km/h, a partir de los 108 km/h se considerará infracción.

2 comentarios

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.