Tiempo de lectura: 4 minutos

La consejera de Igualdad, Políticas Sociales y Conciliación, Rocío Ruiz, ha hecho balance de la gestión de la Estrategia Andaluza para la Cohesión y la Exclusión Social, Intervención en Zonas Desfavorecidas (Eracis)

La consejera Rocío Ruiz.

D. G. / Granada

La consejera de Igualdad, Políticas Sociales y Conciliación, Rocío Ruiz, ha hecho balance de la gestión de la Estrategia
Andaluza para la Cohesión y la Exclusión Social, Intervención en Zonas Desfavorecidas (ERACIS) y ha destacado que ya se han ejecutado 150 millones de euros de los 169,5 que contempla este programa entre los años 2017 y 2022.

Asimismo, ha informado de la puesta en marcha de 33.000 itinerarios sociolaborales para personas en situación o riesgo de exclusión social durante estos tres años. “Se trata de 33.000 personas, con nombre, con familia, en situación de vulnerabilidad extrema, a quienes se le está dando una oportunidad real y realista de salir adelante”, ha señalado.
La Estrategia ERACIS tiene el objetivo de mejorar la calidad de vida de más de 914.000 personas en situación o riesgo de exclusión social en toda Andalucía.

Con la cofinanciación del Fondo Social Europeo, para este periodo de años, se está actuando en 95 áreas de 61 municipios andaluces que se han seleccionado teniendo en cuenta indicadores como la tasa de paro, la población migrante, la prestación de servicios públicos educativos y sanitarios y la existencia de problemas de seguridad y convivencia, entre otros.

En este sentido, la consejera ha informado que “se ha trabajado y se está trabajando mediante un sistema de coordinación de los diferente programas públicos y privados de apoyo al desempleo que ha permitido enlazarlos a través de itinerarios personalizados de inserción sociolaboral que sitúa a las personas en su momento vital, su situación familiar y los recursos a su disposición en el centro de la intervención”.

“Este enfoque ha supuesto un revulsivo sin precedentes en el ámbito de los servicios sociales comunitarios, una reingeniería de los procesos de intervención social”, ha destacado Ruiz, que ha subrayado la apuesta por “formas innovadoras en la lucha contra la pobreza y la exclusión social, poniendo en valor la participación activa de los sujetos y actores implicados, desde la ciudadanía al tercer sector, las empresas o las Administraciones”.

Ingreso por la Infancia y la Inclusión Por otra parte, la consejera ha remarcado que este mismo enfoque se corresponde con la puesta en marcha, por parte de su departamento, del Ingreso por la Infancia y la Inclusión (IPII), “una ayuda que supera el concepto único asistencialista de la Renta Mínima de Inserción Social que, además, es incompatible con el Ingreso Mínimo Vital”.

Ruiz ha informado que el IPII, sin embargo, complementará la ayuda estatal y dará cobertura a los colectivos que ha dejado excluidos. Así, contempla el derecho subjetivo a cubrir las necesidades básicas que permita un desarrollo integral de la persona y la inserción e inclusión social por medio de un itinerario señalado en un plan de inserción social.

Entre sus objetivos principales, el Ingreso por la Infancia y la Inclusión sitúa al menor en el centro de la atención para reducir los índices de pobreza infantil, erradicar la marginación y la desigualdad, garantizar la atención a las situaciones de exclusión social y promover la inclusión e inserción social. “Se trata de una prestación garantizada mensual y que tiene carácter complementario con cualquiera de los recursos de los que disponga la unidad de convivencia derivados de rendimientos de trabajo o del patrimonio que resulten insuficientes, así como con las prestaciones económicas y de servicios”, ha subrayado.

Finalmente, la consejera se ha referido al trabajo que en la actualidad está desarrollando la Consejería de Igualdad, Políticas Sociales y Conciliación para extender la Estrategia ERACIS a otras zonas afectadas por el Covid-19: Desgraciadamente, la pandemia ha dibujado un nuevo mapa de la pobreza en Andalucía y el Gobierno andaluz tiene que ser flexible y actuar con rapidez para atajar de raíz estas nuevas situaciones de vulnerabilidad”.

En este caso, ha señalado que este esfuerzo permitirá no solo mantener las actuaciones en zonas desfavorecidas, sino
redimensionarlas y extenderlas a otros territorios que presentan indicadores de especial vulnerabilidad agravados por la crisis sanitaria y social: “Creemos sinceramente que el nuevo Fondo Social Europeo Plus debe invertir en las personas y consolidar, de esta forma, el trabajo que se ha venido desarrollando de forma colaborativa entre las Administraciones y las entidades sin ánimo de lucro”.

“Este Gobierno no solo no ha dado ni un solo paso atrás en materia de igualdad de oportunidades, sino que está trabajando para construir una Andalucía más justa e igualitaria. Estas acciones innovadoras en las que hemos puesto todo nuestro empeño desde el inicio de la legislatura para luchar contra la pobreza y la exclusión social en la Comunidad responden a la concepción que tenemos de una Andalucía más social y romper definitivamente con los círculos de pobreza y exclusión que coartan el desarrollo de esta tierra y su gente”, ha concluido.

La ERACIS en Granada En el caso de la provincia de Granada, la Estrategia Andaluza para la Cohesión y la Exclusión Social interviene en un total de 13 zonas desfavorecidas dentro de la delimitación geográfica de diez municipios: Cuevas de Baza (Baza); Distrito Norte y Santa Adela (Granada); Alcazaba y Alfaguara (Loja); Huerta Carrasco, San Antonio-Ancha y Varadero-Santa Adela (Motril); La Peña (Iznalloz); Las Cuevas (Huéscar); Las Flores, Las Cuevas y Cerro Fáquila (Pinos Puente); Santa Ana (Fuente Vaqueros); El Barranco y La Cañada (Atarfe); y Cuevas (Guadix). En toda la provincia, se han realizado un total de 3.834 itinerarios de inserción sociolaboral y se ha llevado a cabo, hasta la
fecha, una ejecución presupuestaria de 12,5 millones de euros.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.