Advertisement

El Diario de Granada

Todas las noticias de hoy en Diario de Granada

El tiempo - Tutiempo.net

El tiempo en Granada hoy

Buscar

Greenpeace denuncia en su último informe el mal estado de hasta ocho acuíferos situados en la provincia de Granada

Tiempo de lectura: 2 minutos

El 44% de las masas de agua subterránea en España se encuentra en mal estado

Greenpeace denuncia en su último informe el mal estado de estos acuíferos de Granada.

D. G. / Granada | 5 de octubre de 2022

Los acuíferos son nuestras reservas de agua y de esas reservas depende nuestro abastecimiento y nuestra supervivencia. Sin embargo, Greenpeace ha analizado su situación y concluye que su estado es aún más preocupante de lo que esperaban. El 44% de las masas de agua subterránea en España se encuentra en mal estado, según los documentos de elaboración de los planes de tercer ciclo (2022-2027) presentados por las Confederaciones Hidrográficas. Esto significa que España ha incumplido ya el plazo de 2015, el de 2021 y corre un alto riesgo de incumplir, en 2027, los objetivos ambientales fijados en la Directiva Marco del Agua.

Y en el informe, que señala que la cuenca del Guadalquivir “es un buen ejemplo de descontrol”, se detalla el mal estado cuantitativo o por presencia de sustancias químicas de los acuíferos de Río Verde en Almuñécar, el acuífero de Motril-Salobreña, el de Sierra Gorda Zafarraya, la Vega de Granada, la depresión de Granada, Sierra Colomera, la de los Montes Orientales y el acuífero de Padul.

La investigación, que permite al usuario geolocalizar cualquier ubicación del territorio, deja un balance alarmante: el 44 % de las masas de agua subterránea en España se encuentra en mal estado. Esto supone tener un total de 353 masas de agua subterránea en mal estado. En extensión superficial se superan los 140.000  kilómetros cuadrados, lo que supone un impacto que abarca casi el 40 % de la superficie total que ocupan todas las masas de agua subterránea en España. 

El 27 % de las masas de agua subterránea en España se declara en mal estado  cuantitativo, es decir, se extrae más agua de la que es capaz de reponer el ciclo natural; el 30 % se encuentran en mal estado químico, o sea que se ha alcanzado un nivel de contaminación (sobre todo por  nitratos pero también plaguicidas, metales…) por encima de los niveles máximos para  la salud humana; y el 14 % se declara en mal estado cuantitativo y químico. Si una masa suspende en alguno de estos dos parámetros, o los dos, se considera que está en mal estado global. 

Entre las principales cuencas analizadas pormenorizadamente, el mal estado general de sus acuíferos es variable pero, en todas, preocupante: Ebro (37 %), Guadiana (85%), Guadalquivir (52%), Segura (69%), Júcar (47%) y Duero (29,6 %)

Compartir es ❤️

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *