Advertisement

El Diario de Granada

Todas las noticias de hoy en Diario de Granada

El tiempo - Tutiempo.net

El tiempo en Granada hoy

Buscar

Granada ya tiene 16 nuevos beatos que murieron durante la Guerra Civil

Tiempo de lectura: 3 minutos

Por la persecución religiosa en España en el siglo XX

Cartelón con los nuevos beatos en la Catedral de Granada.

D. G. / Granada | 26 de febrero de 2022

Desde hoy sábado, 26 de febrero, la Archidiócesis de Granada tiene 16 nuevos beatos granadinos, tras la ceremonia de beatificación celebrada esta mañana en la S.I Catedral, presidida por el prefecto para la Congregación de las Causas de los Santos, cardenal Mons. Marcello Semeraro.

Los nuevos beatos forman parte de la Causa de beatificación de Cayetano Giménez Martín y 15 compañeros mártires de la persecución religiosa en España en el siglo XX, cuya fase diocesana se abrió en julio de 1999 y el anuncio de la promulgación del Decreto por parte de la Santa Sede tuvo lugar el 29 de noviembre de 2019.

A esta ceremonia ha asistido también el Nuncio de Su Santidad en España, Mons. Bernardito Auza, junto a los obispos de Sevilla, Asidonia Jerez, Córdoba, Guadix, Almería, Sevilla, Málaga, Valencia, Jaén y su obispo emérito, así como el obispo auxiliar de Madrid, Mons. Juan Antonio Martínez Camino.

RITO DE BEATIFICACIÓN

Tras el saludo del cardenal, el rito litúrgico de la beatificación se inició con la petición del arzobispo de Granada, Mons. Javier Martínez, para incluir en el Libro de Beatos a estos mártires granadinos. A continuación, fue leído el texto de la Carta Apostólica en la que Su Santidad inscribe en el citado Libro a los Venerables Siervos de Dios Cayetano Giménez Martín y 15 compañeros mártires.

El despliegue de la gigantografía con el rostro de los 16 nuevos beatos fue acompañado de un sonoro aplauso de los fieles y el tañir de las campanas de las iglesias de Granada, como expresión de acción de gracias a Dios y júbilo. Un relicario fue en ese momento conducido en procesión hasta el altar, donde se depositó.

Con el sello del abrazo de la paz entre el arzobispo de Granada y el cardenal Mons. Semeraro y la entrega de una copia de la Carta Apostólica, la Archidiócesis de Granada cuenta con 16 nuevos beatos.

La fiesta litúrgica de los nuevos beatos se celebrará el 6 de noviembre, memoria y fiesta de los mártires del siglo XX en España.

En la oración de los fieles se rezó especialmente por quienes sufren “en nombre de Cristo, vejaciones, injurias, humillaciones, torturas”, así como por los “perseguidores de la Iglesia, para que la sangre de los mártires les haga obtener la conversión”.

A la celebración han asistido distintas autoridades autonómicas, provinciales y municipales. Junto a ellos, numerosos fieles procedentes de toda la provincia, entre ellos familiares, y fieles especialmente procedentes de los pueblos vinculados a los nuevos beatos, que han llegado desplazados en autobuses hasta Granada: Almuñécar, Motril, Salobreña, Alhama, Loja, Órgiva, Lanjarón, Alfornón, La Zubia, Beas de Granada, Comares y Coín (Málaga), y Moreda (Guadix).

“LA SANTIDAD, UN DON QUE RECIBIMOS DEL SEÑOR”

En su homilía, el Cardenal Prefecto ha hablado de la santidad como “un don que recibimos del Señor”. “Los mártires que hoy honramos y veneramos, como tantos otros de esta maravillosa tierra, han dado su testimonio a Cristo soportando grandes penalidades y sufriendo la muerte misma”.

El lema de esta beatificación –“Tu Gracia vale más que la vida”- también ha sido citado en sus palabras, aludiendo a que “a la luz del Santo Evangelio, nosotros podemos entender el sentido de esta elección paradójica: ¡escoger la muerte por la vida!”.

El cardenal también ha recordado que “la santidad de los mártires no es nunca un evento del pasado”, sino que es “siempre, una gracia para la Iglesia”.

“Los mártires de Dios son aquellos que nos guían, los que nos ayudan a mirar nuestra propia vida. No debemos, por tanto, tener miedo de mostrarles nuestras enfermedades, porque ellos mismos, aún habiendo conseguido la victoria, han experimentado la fragilidad humana. Así pues, honramos y veneramos a los nuevos beatos mártires, conscientes de que, en ellos, aún frágiles y débiles como nosotros, Cristo está presente, aunque en modo misterioso”, concluyó.

Compartir es ❤️

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Artículos anteriores