Tiempo de lectura: 5 minutos

Marifrán Carazo ha asistido a la finalización de las obras de emergencia en esta vía con un presupuesto de más de 1,2 millones de euros

La consejera Marifrán Carazo y a su derecha el delegado Antonio Granados.

D. G. / Granada

La consejera de Fomento, Infraestructuras y Ordenación del Territorio, Marifrán Carazo, ha anunciado el aumento la capacidad de la carretera A-308 entre Iznalloz y Darro. Marifrán Carazo, que ha asistido a la finalización de las obras de emergencia en esta vía con un presupuesto de más de 1,2 millones de euros, ha informado de la licitación de la redacción de los proyectos constructivos para ampliar la vía e idear una fórmula para facilitar los adelantamientos seguros a muchos camiones que transitan por esta carretera, que es la ruta de desvío recomendada para el tráfico pesado cuando se corta por nieve el tramo de la A-92 por el Puerto de la Mora.

La consejera ha indicado que la ampliación de la A-308 consistirá en un diseño de carretera 2+1 de manera que se incorporen carriles adicionales de adelantamiento en los 37 kilómetros de recorrido. “Esta fórmula supone dar una solución integral a los problemas de circulación de esta carretera sin renunciar con ello a su conversión en autovía”, ha remarcado la consejera, que ha avanzado que, dada las dimensiones del trazado (37 kilómetros), se ha optado por dividir la redacción de los proyectos en dos tramos: desde el enlace con la autovía A-44 en Iznalloz hasta el punto kilométrico 19, en el término de Bogarre; y desde este punto hasta la salida a la A-92 en Darro.

A diferencia de otras vías convencionales, dentro de la plataforma de la carretera 2+1 se incluye, además de los carriles y arcenes, una separación central no destinada a la circulación de vehículos cuya función es materializar la separación de sentidos. Esta separación central se realizará mediante sistema de contención de vehículos o marca vial doble.

El presupuesto para la redacción de estos dos proyectos asciende a 612.000 euros y las empresas interesadas tienen hasta el 15 de febrero para presentar sus ofertas. 

La mejora de la capacidad de la carretera se remonta a hace más de 20 años, cuando los anteriores gobiernos anunciaron la conversión en autovía de la A-308 entre Iznalloz y Darro, primero como peaje y, posteriormente, a través de un modelo de colaboración público-privada. Ninguna de las dos fórmulas fructificó y, pese a que incluso se llegó a adjudicar por 180 millones de euros y se colocó la primera piedra en 2012, hace una década, nunca se llegó a ejecutar esta ruta rápida para conectar la A-44 y la A-92.

La Consejería de Fomento apuesta ahora, casi una década después de aquella primera piedra, por una mejora de la A-308 a través del modelo de carretera 2+1, ya que la actual situación de la vía limita la funcionalidad de este itinerario para movimientos de largo recorrido. La carretera entre Iznalloz y Darro cuenta únicamente con un carril por sentido de 3,5 metros, salvo en los kilómetros 7 y 9, en los que se dispone de un carril para vehículos lentos. Todo ello a pesar de circular por ella 8.000 vehículos, con un porcentaje de tráfico pesado superior al 10 por ciento, ya que son muchos los camiones que eligen esta ruta en el este de Granada y Almería, y destino el centro de la península (Madrid).

Obras de emergencia finalizadas

Marifrán Carazo ha hecho este anuncio durante su visita a la carretera, en la que se han llevado a cabo obras de emergencia por 1,2 millones de euros para reparar los graves daños sufridos (baches y cuarteamientos) en algunos tramos situados entre los kilómetros 4 y 27, en los términos municipales de Iznalloz, Píñar, Morelábor y Huélago.  Las inclemencias meteorológicas de los últimos meses aceleraron los hundimientos y las fisuras en el asfalto, lo que suponía un grave peligro para la seguridad vial.

Marifrán Carazo ha destacado que los trabajos “permitirán mejorar la seguridad vial de una carretera que es una vía alternativa para el tránsito de vehículos cuando la nieve obliga a cerrar el Puerto de la Mora”. Además, ha resaltado el grado de innovación de una intervención “en la que se ha utilizado una nueva generación de materiales asfálticos sostenibles Masai”, en la que la Consejería de Fomento está aplicando en sus carreteras en colaboración con el Laboratorio de Ingeniería de la Construcción (Labic) de la Escuela Técnica Superior de Ingenieros de Caminos, Canales y Puertos de la Universidad de Granada.

Los trabajos se iniciaron a principios de noviembre y se centraron en la reparación de los hundimientos y fisuras del pavimento con una mezcla sostenible, los Masai, a los  que se ha incluido pequeños sensores que permiten obtener en tiempo real datos sobre aforos, pesajes y velocidades de circulación. También aportarán datos sobre el estado de conservación del asfalto, incluso sobre la temperatura del pavimento, lo que permitirá actuar con tiempo para prevenir la aparición de placas de hielo.

Durante la visita a la obra, la consejera, que ha estado acompañada por el alcalde de Darro, Manuel Blas Gómez; el director general de Infraestructuras, Enrique Catalina, y el delegado territorial de Fomento en Granada, Antonio Granados, ha incidido en que estos trabajos “son un ejemplo de la apuesta del Gobierno andaluz por mejorar el estado de nuestras carreteras y hacerlas más sostenibles, incorporando nuevas tecnologías”. “Cuando llegamos al Gobierno nos encontramos un sinfín de vías que necesitaban con urgencia actuaciones y la carretera entre Iznalloz y Darro era una de ellas”, ha señalado.

La actuación ha supuesto la eliminación parcial de una parte del firme existente y su reposición con esta mezcla sostenible hasta alcanzar la misma cota de pavimento existente incrementando la rasante. En otros tramos se ha optado por la rehabilitación superficial y una combinación de fresado y recrecimiento que no supone un incremento de rasante.

Los Materiales Asfálticos Sostenibles, Automatizados e Inteligentes (Masai) utilizados son una mezcla bituminosa producida a temperatura máxima de 140 grados y una de cuyas características es que al menos el 20 por ciento de su peso es de materiales fresados procedentes de carreteras deterioradas.

La denominación del nuevo material asfáltico hace honor a la tribu Masai asentada en el este de África. Para sus miembros, la tierra y todos sus elementos son sagrados y por ello se niegan a degradarla. Su supervivencia depende de la salud y fortaleza de la naturaleza de su entorno y de aprovechar al máximo todo lo que ésta les proporciona, no generando ningún residuo. Y éste es el espíritu principal de los nuevos materiales Masai: reutilizar, reciclar y valorizar productos ya preexistentes, incluso de la propia carretera, de forma que no se sobreexploten los recursos naturales, además de imponer nuevas técnicas de producción que permitan reducir drásticamente la temperatura de fabricación lo que conllevará menores consumos de combustibles fósiles y, por ende, una reducción notable de las emisiones durante la fabricación de las mezclas.

La carretera A-308 entre Iznalloz y Darro registra una media de 8.000 vehículos al día, con una elevada proporción de vehículos pesados. Ese volumen de tráfico se explica no sólo por ser una vía que sirve de conexión entre ambas localidades sino porque por esta carretera se desvía el tráfico pesado cuando las circunstancias meteorológicas en el tramo de la A-92 por el Puerto de la Mora así lo aconsejan, de ahí la importancia de mantenerla en buen estado.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.